Parc’Ours en Borce

La región de la Aquitania, es una zona pirenaica francesa con muchos encantos. Existen actividades para todos los gustos y edades. Como viajamos con Martina, hemos buscado un plan con niños a pocos kilómetros con la frontera española por el lado aragonés.

Para ello nos hemos dirigido a Borce, un encantador pueblo medieval en pleno Valle de Aspe.

Borce mantiene la estructura y arquitectura típica de zonas montañosas y se encuentra en un paraje natural increíble rodeado de bellas montañas y praderas.

Borce

Sin embargo, la principal atracción de este pueblo es un zoológico que se llama Parc’Ours. En realidad no se trata de un zoológico tal y como estamos acostumbrados. Este parque es un centro de acogida de animales salvajes y domésticos que se han encontrado abandonados o que han sufrido algún accidente y no pueden ser puestos en libertad.

Borce

En Parc’Ours podemos encontrar desde animales de granja como gallinas, cabras, cerdos, conejos, ocas o burros; hasta animales salvajes como lobos, sarrios, jabalís, ciervos y la gran estrella, por la que principalmente merece la pena el parque, los osos.

Borce

El recorrido del parque se puede hacer en tan solo dos horas pero podemos gastar aquí todo el día ya que hay zonas de picnic y juegos para que los niños se lancen en tirolinas, tobogán o resuelvan algunos acertijos mientras aprenden como viven y se alimentan los animales que aquí residen.

Borce

Además, el parque ha sido construido respetando las siete hectáreas de naturaleza en la ladera de una montaña con impresionantes vistas. Es por ello que los animales gozan de una libertad mayor que la que suelen tener en un zoológico convencional.

Borce

Sin embargo, es por ello también que Parc’Ours y carritos de bebé no son amigos. Por lo que los niños deberán ser suficientemente mayores como para caminar por ellos mismos o deberemos disponer de una mochila, que podemos alquilar en el mismo parque, para poder llevarlos en los trayectos más empinados.

Borce

En algunas zonas podemos entrar bajo nuestra responsabilidad, en las zonas de los animales y de esta manera los niños más atrevidos podrán tocar a los cerdos, las cabras o los ponis.

Borce

Martina ha sido bastante valiente y a pesar de que no está permitido dar de comer a los animales, no hemos podido evitar que compartiera algunas galletas con los cerdos más grandes.

Borce

Como hemos dicho, la estrella de Parc’Ours son los osos. Los cuidadores del parque ofrecen un espectáculo dándoles de comer en vivo y en directo para que los más pequeños vean a este espectacular animal a escasos metros de ellos.

Borce

Este espectáculo hace que el precio de la entrada de 9,90€ no sea del todo disparatado. Además con este dinero estás colaborando al mantenimiento del parque y cuidado de los animales así que no está del todo mal.

Resumiendo, Parc’Ours es una excelente actividad para realizar con los más pequeños de la casa y a pesar de que hemos visto a adultos sin niños visitándolo, en nuestra opinión, no merece la pena ir sin niños.

2017-09-18T14:02:04+00:00 agosto 31st, 2015|Europa, Parques, Sin categoría, Viajar con niños|3 Comentarios

3 Comentarios

  1. Matilde 7 noviembre, 2017 at 4:49 pm - Reply

    He vuelto a la civilización, por lo que os seguiré siguiendo.

    Petonets.

  2. COL 7 noviembre, 2017 at 4:49 pm - Reply

    Ya veo que Martina disfrutó como loca.

  3. Inma Sánchez Vázquez 7 noviembre, 2017 at 4:49 pm - Reply

    Tan cerca de donde estamos … Y no sabíamos nada!! ,, y el precio por entrar… Muy razonable….

Deja un comentario!

Comments Captcha *

Lovely Planet utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies