Estambul

Nosotros normalmente no somos mucho de estar en grandes ciudades pero en Estambul hemos hecho una excepción por la cantidad de cosas que tiene por hacer. En total hemos estado 4 días, y seguro que nos hemos dejado muchas cosas por ver, pero si alguien va a Estambul nosotros le aconsejaríamos lo siguiente.


El primer día lo destinamos a visitar 3 puntos de interés turístico como son la Mezquita Azul, la Basílica de Santa Sofía y la Basílica Cisterna. La Mezquita Azul (Entrada gratuita) y Basílica de Santa Sofía (entrada 20 liras) nos han parecido mucho más impresionantes por fuera que por dentro, aunque quizá es por lo mucho y bien que nos habían hablado de estos dos lugares. La Cisterna Basílica (entrada 10 liras), sin embargo, nos ha impresionado mucho ya que parece mentira que bajo tierra construyeran esta inmensa cisterna para abastecer de agua la ciudad.


Monumentos Estambul

Con estas tres visitas tranquilamente se pasa la primera mañana en Estambul. Por la tarde, después de un merecido descanso en alguno de los muchos restaurantes de Sultanahmet, recomendaríamos hacer un poco de caminata por un barrio a cinco minutos de éste, el barrio de Kumkapi Este barrio está cerca del paseo Marítimo y no es nada turístico, en donde hay un mercado de pescado, varios puestos para afinar la puntería en el tiro al blanco, y algún que otro parque con varias máquinas para hacer ejercicio para aquellos que se animen. Esta ruta acabaría pasando la muralla de la ciudad y subiendo hasta la calle Kutlugün, zona de mochileros. Ya en esta calle, es momento de reponer fuerzas bebiendo una buena Efes Pilsen (la cerveza turca) en alguna de las azoteas con vistas a la mezquita azul, o un Raki, la bebida típica aquí en Turquía. Gracioso fue la primera vez que lo tomamos que no sabíamos que se tenía que mezclar con agua. Menudo globo …


Ruta por Kumkapi

El segundo día lo destinamos a una ruta a pie que creemos es muy buena ya que con ella tienes un punto de vista de toda la ciudad, aunque no es posible realizarla en Domingo ya que al ser día festivo el ambiente no es el mismo. Comienzas en Sultanahmet hasta llegar al Gran Bazaar, en el que es interesante ver las triquiñuelas de los vendedores para tratar de encularte algo y el salero que tiene como “buenos días, Antonio y Mari Carmen”. A través de las callejuelas que rodean el Bazaar, las vas recorriendo hasta llegar al Bazaar de las especias con un olor mezcla de mil de ellas. Hay que tener cuidado con los conductores locos que van acelerados y se llevan todo por delante, no hay que fiarse ni de la sombra de uno mismo porque no te dan tiempo para reaccionar.


Bazaares

A partir de este Bazaar podemos cruzar el puente Galata, que tiene mucha vida debajo de él y mucho pescador encima. Al cruzar el puente podemos subir callejeando hasta la Torre Galata (entrada 10 liras) la cual te ofrece una vista 360º de la ciudad. Este barrio, llamado Beyoglu, además de ser el área financiera, también es la zona de marcha por la noche pero durante el día es un barrio muy animado que merece la pena explorar. Subiendo por la calle principal y peatonal Istiklal Caddesi de 1,5 km de distancia, encontrarás miles de comercios y el viejo tranvía atravesándola hasta llegar a la plaza de Taksim donde dicen se encuentra el mejor Kebap de la ciudad. La bajada se puede hacer recorriendo las calles adyacentes llenas de vida.


Galata y Beyoglu

La mañana del tercer día la dedicamos a la visita del Palacio de Topkapi (20 liras entrada más 15 liras el Harén). La verdad es que se sobran con el precio pero creemos que ya que estás en Estambul, no te puedes ir sin visitarlo. Es espectacular y muy gracioso imaginarte al Sultán rodeado de cientos de mujeres, ¡ qué crack !


Palacio Topkapi

El cuarto día lo dedicaríamos al famoso crucero por el Bósforo, desde el cual tendrás la posibilidad de nuevos puntos de vista de los monumentos de la ciudad además de poder conocer algún barrio nuevo de la parte asiática. Los Ferrys salen desde el puente Galata (pasaje 9 liras) y el recorrido es de 1,5 horas ida, más un par de horas en alguno de los barrios donde para el ferry y otras 1,5 horas de vuelta.


Las tardes libres del tercer y cuarto día se pueden dedicar a darse un capricho en un hamman, famosos baños turcos (aunque se ve que te manosean cacho y no es muy agradable), o en ver alguno de los palacios o mezquitas de la ciudad.


Nosotros recomendaríamos callejear por alguna zona no turística para acabar de conocer la ciudad, pero para gustos los colores


2017-09-22T11:16:32+00:00 septiembre 8th, 2009|Europa, Viaje de Verano|4 Comentarios

4 Comentarios

  1. Sergio 15 noviembre, 2017 at 10:10 am - Reply

    Apuntado queda todo. El sábado estaremos allí para disfrutarlo. Gracias por el post.

  2. Popi 15 noviembre, 2017 at 10:10 am - Reply

    Estambul es una pasada por la mezcla de civilizaciones y culturas que aquí se ha producido en el paso de los siglos. Es una ciudad llena de contrastes, que las 2 veces que he estado me ha encantado. El emplazamiento geográfico es realmente único y maravilloso. Volveré seguro con Inma.

  3. Carles 15 noviembre, 2017 at 10:10 am - Reply

    Unas indicaciones que ahora mismo anoto en mi libreta de backpacker!

    Kebabs por medio €! eso añado yo aqui que Javi me lo ha contado 😀 bufff que barato

    Por cierto! acabo de reservar vuelo para Nador (marruecos) por 5€ para el sabado 3 (ryanair)! Marruecos me espera! ahora falta que en el trabajo me den la semana de holidays…

  4. Inma 15 noviembre, 2017 at 10:10 am - Reply

    !QUE BIEN CONTADO!!, YA ME APETECIA IR A ESTAMBUL…CON TODO ESTO MUCHO MÁS.

Deja un comentario!

Comments Captcha *

Lovely Planet utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies